Archivo de la categoría: FORMACIÓN

Objetivo de la Educación: ¿transmisión del Saber vs enseñar a Pensar?

El verano suele ser un buen momento para reflexionar sobre la profesión y el ejercicio que queremos hacer de ella, cómo desarrollar nuestras capacidades, complementarlas con nuevas competencias y habilidades, ya sea aprovechando las vacaciones o bien planificándolas para la vuelta.

Pensar durante las vacaciones sobre el futuro

Por eso ahora es interesante sacar conclusiones sobre hacia dónde queremos ir en la Educación de nuestros jóvenes porque eso nos dirá cuál debería ser nuestra formación y nuestra forma de impartir las asignaturas.

Llevamos un tiempo con el debate sobre la Educación encima de la mesa. Unos profesores son partidarios de mantener las estructuras de aprendizaje con la incorporación de las nuevas tecnologías, pero con cuentagotas. Otros opinan que debemos actualizar no solo los planes de estudio, sino también la forma de mostrar los conocimientos utilizando diversas posibilidades (Flipped Classroom, aprendizaje colaborativo, ABC, etc.) y, por supuesto, la tecnología.

En el fondo, creemos que subyace algo que está en el ADN de los propios docentes y que se puede resumir en la pregunta: ¿por qué y para qué eres profesor? Es decir, en los motivos que tiene cada uno para ejercer el magisterio.

Algunos responderán que para transmitir los conocimientos. Habrá quienes dirán que prefieren ser guías de los niños, enseñarles cómo aprender. Y los terceros unificarán ambos criterios, al elegir que haya partes de enseñanza clásica y partes en que serán los propios alumnos quienes elaboren los contenidos, con la orientación que pueda dar el docente.

Lo más probable es que cada uno de estos grupos utilice la tecnología de diferente manera. Desde los que apenas implementen sus posibilidades, hasta aquellos que la incluyan como un elemento más, igual que podría ser el cuaderno o el bolígrafo.

uso de portátiles en Educación

Dos libros han venido a representar las posturas que aquí explicamos. Salvador Rodríguez Ojaos, que es pedagogo, formador, asesor y bloguero, ha publicado el libro “La Educación que deja huella”. Según indica, los profesores deben dejar una impronta en los alumnos e inculcarles los diez valores que rigen el presente siglo: flexibilidad, curiosidad, autonomía, emprendimiento, creatividad, tolerancia, cooperación, responsabilidad, transparencia y entusiasmo. Es decir, además de en conocimientos, debe educar en valores y siempre con la guía del sentido común.

El otro libro se titula “La sociedad gaseosa”. Está escrito por el profesor de Música, Alberto Royo. La perspectiva es distinta a la de su colega. Royo ve el colegio y a los docentes como transmisores de conocimiento y de cultura, donde se premia el esfuerzo que, al final, causa satisfacción por lo logrado . Deja el proporcionar felicidad a los padres en una especie de “zapatero a tus zapatos”. No obstante, aboga por incorporar los avances tecnológicos pero siempre con el trabajo detrás. Considera que la constancia, la memoria y la atención son los tres pilares básicos, ahora y siempre, para educar a los escolares.

Sin embargo, en realidad, las posturas no están tan enfrentadas como parecen. Además de recomendaros estos libros para reflexionar durante las vacaciones, os dejamos con las conclusiones del documento “Métodos de enseñanza didáctica general para maestros y profesores” de María Cristina Davini, Licenciada en Ciencias de la Educación por la Universidad de Buenos Aires y Doctora en Ciencias Humanas por la Pontificia Universidad Católica de Río de Janeiro, además de especialista en formación docente y en didáctica. Como veréis, viene a aunar ambas opciones:

Los profesores podrán, considerando la dinámica entre métodos, estrategias y estilos personales, lo siguiente:

  • Analizar, adoptar o combinar distintos métodos según las intenciones educativas.

  • Analizar e integrar los métodos generales y otros aportes derivados de los desarrollos de las didácticas específicas.

  • Construir estrategias propias, a partir de aquellas herramientas de sostén.

  • Priorizar las enseñanzas relevantes en el marco del currículo, contribuyendo a su desarrollo y mejora.

  • Reflexionar sobre sus propios enfoques o estilos y en qué medida ellos inhiben el desarrollo de experiencias de enseñanza significativas, en especial cuando éstos impliquen prejuicios o etiquetamientos sociales o cuando expresen la tendencia a mantener cómodas rutinas”.

Es vuestro turno de reflexión y en GlobalNET Solutions estaremos encantados de escucharos, como siempre. Gracias por comentar y por compartir

Comparte este artículo en:Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on LinkedInShare on Google+Email this to someone

Cómo es y qué ventajas tiene la Formación Docente en el Centro Educativo

Muchas empresas, sobre todo medianas y grandes, ofrecen formación in company, anglicismo con el que se conoce a la enseñanza a profesionales dentro del trabajo. Lo que no es óbice para que estos puedan aprender en cursos a través de Internet o fuera de dicho entorno laboral.

Sin embargo, cuando hablamos de los docentes, raros son los colegios que ofrecen la posibilidad in company y muchos menos los que crean un calendario con las necesidades que detectan entre sus profesores. Ellos buscan estar actualizados gracias a las carencias que detectan de sí mismos, más que a una planificación consciente propia o del centro educativo.

Desde GlobalNET Solutions, queremos concienciar a ambos de la importancia que tiene acordar al principio de curso, igual que la enseñanza de los alumnos, la de los propios maestros, en consonancia con las necesidades de la escuela. Queremos romper con el refrán tan común de “en casa del herrero, cuchillo de palo”.

Sueña en grande y haz que ocurra

Siempre aconsejamos hacer una auditoría inicial para ver cuáles son las necesidades de las dos partes para poder conjugarlas en un calendario formativo dentro del propio colegio. Es el primer paso que establece las prioridades, los mejores formatos y los tiempos más adecuados para alcanzar los objetivos de aprendizaje. También detecta las carencias y asegura los planes de carrera de los profesionales.

Para ello, también se evalúa la competencia digital docente, con el fin de proveer de soluciones que vayan más allá del presente y puedan implementarse a medio y largo plazo.

En sintonía con los resultados obtenidos, hacemos un informe que pasamos a las partes para redondear al máximo el plan formativo anual y asegurarnos de cumplir con las expectativas de unos y de otros.

Eso sin perder de vista en ningún momento las siete claves que deben guiar el proceso, a saber:

  • La reflexión sobre cómo los cambios tecnológicos y sociales han influido en la educación y en el profesorado.

  • El facilitar herramientas prácticas que puedan ser aplicables al día a día en el aula.

  • La investigación las aplicaciones disponibles y sus posibilidades de uso para mejorar el proceso educativo.

  • La construcción para cada una de ellas un “inventario de utilización pedagógico”. En él estarían contempladas las opciones curriculares que aportan, su potencia pedagógica y el valor añadido que pueden ofrecer para el aprendizaje.

  • Iniciarse en aplicación de dichas herramientas y observar sus pros y contras.

  • La extracción de conclusiones.

  • La evaluación de la calidad formativa, aportando elementos de mejora.

Tras ello, se trata de proveer al centro de lo que necesite para sacar adelante el plan acordado. La metodología debería ser práctica y “basada en provocar la reflexión del profesorado sobre las herramientas a trabajar y su puesta en práctica contextualizada en el marco de su utilidad pedagógica”.

profesor reflexionando

Este proceso buscará simular con los docentes las iniciativas que se pueden desarrollar y trasladar al alumnado. Se trataría de fomentar el aprendizaje activo, la implicación, la investigación y el trabajo grupal.

Las ventajas de la formación dentro del propio centro y de contar con un calendario son evidentes. Entre ellas, las siguientes:

  • Al no tener que trasladarse y conocer de antemano la enseñanza que van a recibir a lo largo del año, los profesores podrán mejorar su planificación del tiempo.

  • Los cursos se harán en consonancia con las necesidades del colegio y no solo del maestro.

  • Los docentes recibirán la enseñanza que precisan en la actualidad y también de cara al futuro, para el desarrollo adecuado de sus planes de carrera.

  • El centro será más competitivo al tener unos profesionales bien formados y conseguirá una mayor retención del talento.

  • Con las soluciones llave en mano que aportamos, solo ha de pedirnos presupuesto sin compromiso y dejarnos hacer, sin mirar cincuenta proveedores para cubrir las mismas necesidades. Pídenos más información.

Qué otras ventajas se te ocurren. Gracias por comentar y por compartir

Comparte este artículo en:Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on LinkedInShare on Google+Email this to someone

Claves para la creación de cursos de eLearning Corporativo

Las empresas, cualquiera que sea su tamaño, pueden disfrutar de las ventajas del eLearning para formar y actualizar los conocimientos de sus trabajadores. Es el llamado eLearning Corporativo, ¿os apuntáis a la tendencia?

En la web de GlobalNET Solutions, hemos habilitado una zona de cursos online que ayudarán, tanto a pymes como a grandes compañías, a ser más competitivos en su sector gracias al aprendizaje continuo de los empleados y de los directivos.

Logo GlobalNET Academy

Las ventajas de elegir esta modalidad son muchas. La empresa controla el temario que necesita cada uno de los alumnos lo que significa que elegirá justo el que precisa, evitando así la dispersión y eligiendo los contenidos más adecuados para incrementar sus aptitudes y competencias, con la flexibilidad que es intrínseca a este modo de aprender.

La personalización que supone es otro claro beneficio, al igual que el poder enriquecer el proceso con recursos más interactivos, como la gamificación o la colaboración en el aprendizaje. Todo ello les hará sentirse más motivados, lo que redundará en un mejor desempeño de su trabajo, es decir, en que sean más productivos y obtengan resultados más satisfactorios.

Sin embargo, a la hora de elaborar los cursos, no basta solo con tener una potente plataforma tecnológica, como la de GlobalNET Academy. También es imprescindible cuidar los contenidos y cómo se han de plasmar, tal y como hacen nuestros formadores. Porque no es lo mismo una ponencia o un curso presencial que un aprendizaje a distancia.

El sistema que siguen comienza con la elección de objetivos específicos por cada una de las partes en las que se divide el temario. Es necesario, por tanto, un importante proceso de reflexión por parte del docente, siempre con la vista puesta en las características del alumnado, y más cuando cuenta con la guía que le haya proporcionado la empresa, con las necesidades tanto de aquel como de esta.

Para evitar olvidarse de alguno de los objetivos, cada uno se relaciona con las diferentes partes en las que se divide el curso, con su estructura. También es en esta fase cuando se ordena el contenido según diferentes criterios y se plantea las posibles herramientas a utilizar, como vídeos, infografías, mapas mentales, gráficos, test, etc.

Solo cuando todo lo anterior está claro, es el momento de redactar el contenido propiamente dicho y de vincularlo, si el formador lo cree conveniente, con otra información donde el alumno pueda ampliar lo aprendido si siente curiosidad.

eLearning corporativo y personalizado para la empresa

A su vez, el uso de ejemplos reales, que puedan aplicar de forma clara en su día a día, siempre es un excelente recurso y les ayudará a implicarse mejor. Cualquier idea que permita que así ocurra es bien recibida. De ahí que la experiencia del docente siempre sea un grado.

El lenguaje que utilizamos en los cursos es, además, un punto importante. El tono debe ser coloquial y cercano, para que el alumno se sienta cómodo y tenga la sensación de que nos dirigimos a él directamente.

En este sentido, es mejor huir de tecnicismos y, en el caso de incluirlos, explicarlos bien. No hay que dar nada por sabido pues podemos encontrarnos con que no se nos entienda, algo inadmisible en un curso, ya que provocaría la inmediata falta de interés o que el destinatario se sienta frustrado.

Una buena opción es escribir con frases y párrafos cortos, con pocas subordinadas y con la guía de unos buenos titulares, que sean lo suficientemente explicativos sin ser largos, de forma que el temario se haga más ameno.

A partir de aquí, se decide el continente, los formatos más adecuados para que el aprendizaje llegue al trabajador. Cuanto más novedosos sean, cuanto más impactantes y originales, mucho mejor, aunque sin perder la vista, en ningún momento, que el objetivo es que la persona o personas a las que se dirige consigan las competencias precisas que desea la empresa.

eLearning personalizado a trabajador y empresa

Como vemos, los formadores de GlobalNET Academy han implementado una serie de procedimientos que ponemos a disposición de las organizaciones, cualquiera que sea su tamaño, en cursos eLearning corporativos y personalizados.

El conocimiento, ahora más que nunca, está al alcance de la mano. Unos trabajadores bien formados incrementan de manera exponencial la competitividad del negocio y le pone en una posición de fuerza respecto a sus competidores. Infórmate sobre nuestras soluciones.

Gracias por comentar y por compartir

Comparte este artículo en:Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on LinkedInShare on Google+Email this to someone

Cómo autoevaluar la Competencia Digital Docente en un marco común

La Competencia Digital Docente (CDD) es una de las preocupaciones en la formación del profesorado, tanto para Europa como en España. Nuestro país lidera el número de horas que a este respecto dedican los profesionales, sin embargo, la mayor parte del tiempo aprenden sobre el uso de las herramientas más que sobre para qué y cómo utilizarlas.

Este hecho crea una paradoja que “sugiere la necesidad de replantear la eficacia de una formación TIC poco orientada en general a la inmersión digital del docente y la apropiación didáctica de los nuevos medios. Es muy baja la proporción de alumnos que tienen profesores que con frecuencia crean recursos digitales y participan en la página web del centro o en entornos virtuales de aprendizaje y medios sociales de colaboración profesional”.

Las TIC para mejorar el aprendizaje - CDD

Así lo enuncia el documento creado por INTEF (Instituto Nacional de Tecnologías Educativas y de Formación del Profesorado) para 2017 en el que se apuntalan las veintiuna competencias, en las cinco áreas correspondientes y se hace una propuesta para que sean los propios docentes los que se autoevalúen y puedan ver, en línea, su evolución hasta alcanzar la máxima capacidad. De esta forma también, se acabaría con las diferencias entre las diversas comunidades autónomas a la hora de acreditar el aprendizaje y el desarrollo de las mencionadas capacidades.

En INTEF, han creado una “solución tecnológica” para “generar así un pasaporte de la competencia digital docente que muestre a lo largo de su vida profesional, cómo va mejorando dicha competencia”. Está alojada en http://portfolio.educalab.es

Concretamente, tal y como se especifica en el documento que os ponemos a continuación, los descriptores de CDD tendrán tres niveles: básico, intermedio y avanzado. A su vez, cada uno de ellos estará subdividido en seis niveles competenciales, del A1 al C2.

Las cinco áreas y las competencias de cada una de ellas os las resumimos en la siguiente infografía:

Marco General de Competencia Digital Docente

Recordemos, como hemos dicho en varias ocasiones en GlobalNET Solutions, que el uso de las herramientas que proporcionan las TIC debe ir siempre al servicio de un objetivo concreto y no al revés, como se deduce del documento.

Por esa razón, hemos creado “TIC-TAC en el Aula”, cuya primera edición se celebró con bastante éxito en este mes de marzo.

“TIC-TAC en el Aula” está comprendido dentro de un proyecto más amplio de GlobalNET en el que escuchamos y damos la palabra a los docentes y a los centros educativos: GlobalNET Classroom. Si necesitas más información, puedes ponerte en contacto con nosotros y estaremos encantados de atenderte.

Gracias por comentar y por compartir

Comparte este artículo en:Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on LinkedInShare on Google+Email this to someone

Cuatro claves para elegir la mejor Formación a Distancia

Muchos profesionales incluyen entre los propósitos de Año Nuevo completar sus estudios a través de la enseñanza a distancia, gracias a las nuevas tecnologías. En una sociedad donde la formación continua se ha convertido en algo imprescindible para personas y empresas, aquellos cuyos conocimientos no se refresquen casi a diario nos hace menos competitivos, con las consecuencias que todos conocemos.

formacion-continua-online

La modalidad online en este campo, para profesionales en ejercicio, ofrece una serie de ventajas que la hacen ideal: flexibilidad de horarios y de ubicación, variedad de dispositivos desde los que recibirla, contar con el prestigio de universidades nacionales o internacionales como las que imparten los cada vez más interesantes MOOC, etc.

España es líder en formación a distancia en Europa. Ya hace tres años, según datos de Eurostat, si la media europea era del 24% respecto al total de la enseñanza, en nuestro país andábamos por el 33%, solo superados por el 37% de Luxemburgo, con un crecimiento mucho mayor que el de la modalidad presencial. En la actualidad, según datos del Ministerio de Educación, los másteres y estudios de postgrado online han crecido un impresionante 300% en los últimos años.

El perfil del alumno de esta modalidad de cursos es el de profesionales maduros, con una educación previa, y que buscan completarla con una formación que les permita seguir con su vida y que sea de calidad.

En ese sentido, parece que las escuelas de negocio españolas se encuentran entre las mejores del mundo en la modalidad que nos ocupa. Y las universidades están intentando situarse también en esta exclusiva clasificación, aunque les está costando; hay cinco entre las mejores doscientos cincuenta del mundo y los cursos que imparten cada vez son más variados y completos, adhiriéndose a los MOOC de los que ya hemos hablado en el blog de GlobalNET Solutions en otras ocasiones.

Pero qué es mejor, ¿la formación híbrida? ¿La online pura? ¿O la tradicional? Cada una tiene sus ventajas y sus inconvenientes.

La online pura, como veíamos, permite la máxima flexibilidad. Sin embargo, carece de las ventajas que puede proporcionar la interacción cara a cara con otros alumnos y con los profesores. Lo intenta paliar a través del contacto telefónico o de los chats, pero le falta ese punto que, a la hora del networking, puede ser necesario.

La tradicional sí tiene ese punto positivo. En cambio, la obligatoriedad de asistir físicamente a clase, con los horarios que pueden tener los profesionales, se convierte en un problema que, en algunos casos, puede ser insalvable.

La tercera opción es, según los expertos, la que ofrece un mayor futuro. En ella, “los estudios cada vez tendrán más elementos tecnológicos pero sin abandonar fundamentos presenciales“. Contaría pues con las ventajas de ambos sistemas sin los inconvenientes que hemos visto que acarrean.

formacion-hibrida

Fuera de la posibilidad de que sea la propia empresa la que proporcione la formación, es importante que tengamos en cuenta unas claves a la hora de elegir el curso que necesitamos:

  • Que incluya un contenido de interés. Para ello, hay contrastar con el que ofrecen las diferentes escuelas y universidades para saber cuál es el que más se aproxima a nuestras necesidades específicas.

  • Que tenga unos profesores de prestigio, con excelente reputación dentro del sector y que sepan impartir las clases. Nos encontramos con que, en ocasiones, los conocimientos no se transmiten por las carencias comunicativas del docente. De ahí que la opinión de terceros sea un punto a tener en consideración.

  • Que el centro o universidad donde se imparte sea de renombre. Y no se trata tanto de que la enseñanza sea mejor en uno o en otros, sino que no es lo mismo contar con MBA en el MIT que en una escuela de negocios desconocida.

  • Que el precio se ajuste a lo que ofrece, tanto en calidad como en duración.

En el equilibrio entre estos cuatro puntos, está el que nos decidamos por unos o por otros. Sea como sea, en GlobalNET Training podemos ayudar a profesionales, pymes y empresas a tomar la decisión correcta: infórmate.

Gracias, como siempre, por comentar y por compartir. ¡Feliz Año Nuevo, donde tus propósitos personales y profesionales se cumplan!

Comparte este artículo en:Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on LinkedInShare on Google+Email this to someone

El preocupante poco desarrollo de las Competencias Digitales en las Empresas y en la Pymes

Si resumimos en una sola frase lo que viene a continuación, sería “mucho por hacer”. Aunque mejora respecto a años anteriores, el nivel de competencia digital de las empresas deja que desear, según muestra un interesante estudio de Kantar MillwardBrown para ICEMD-ESIC, publicado en septiembre.

El informe entiende por competencia digital el desarrollo de diez disciplinas que, a su vez, incluyen un total de cuarenta y una de dichas competencias. Las disciplinas son eCommerce, Gestión Digital, Marketing Digital, Experiencia del cliente (Customer Experience), Internet de las Cosas y tecnologías wearables, Innovación, Big Data, Web y móvil web, Comunicación Digital y Publicidad Digital.

Las 41 competencias digitales: marketing digital y eCommerceLas 41 competencias digitales: customer experience, gestión digital, IOT & tecnología wearable y comunicación digitalLas 41 competencias digitales: publicidad digital, web & mobile web, Big Data e Innovación

Una de los primeros datos que llaman la atención es que hay pocas diferencias entre grandes corporaciones y pymes, mientras sí que existen entre los sectores analizados: servicios, industria, comercio (retail), transporte/viajes y turismo, siendo los dos primeros los más avanzados y el penúltimo el que menos, aunque depende de la competencia en cuestión.

En un mundo donde, cada vez más, el puesto de trabajo está fuera de la empresa, choca que la implementación en la nube sea tan baja, ya que 6 de cada 10 compañías lo tienen poco o nada desarrollado. Existen muchas herramientas para conseguir realizar las tareas desde cualquier lugar, de forma segura y colaborativa con el resto de compañeros y departamentos. Nosotros, en GlobalNET Digital, tenemos una de las plataformas digitales más potentes del mercado a disposición de nuestros clientes.

Es curioso que sea el comercio el sector que más ha implementado dicha posibilidad, cuando, según lo que parece a priori, servicios y turismo, por sus propias características de desubicación e itinerancia, deberían encabezar el uso de esta competencia. La razón podría estar, aunque no se explica en el estudio, en que retail utilice la nube para subir los productos que venden en la tienda online. Además es el sector con un mayor índice de competencia digital.

Otro de los puntos espinosos del estudio es el bajo nivel de formación de los directivos dentro de su empresa. De hecho, solo un 22% la reciben y declaran sentirse al día en lo que a novedades se refiere. A pesar de ello, aseguran, y así lo confirman las respuestas, que están dentro de la media de su sector pero no frente al global del mercado.

Nivel de formación en materia digital: grandes empresas vs pymes

Eso sí, la idea es poner remedio a esta carencia durante los próximos dos años, en los que tienen previsto realizar una inversión entre media y fuerte en formación digital, sobre todo dentro de turismo y retail. En este punto, es conveniente contar con las herramientas apropiadas para asegurarnos de que se enseñan las competencias precisas según las necesidades de la empresa. Por ejemplo, tenemos la que ofrece GlobalNET Academy.

La experiencia del consumidor que, en el fondo, debería ser la prioridad de cualquier compañía, sea cual sea su tamaño, ocupa solo el tercer lugar en la relevancia que le dan los directivos dentro del estudio, muy por detrás del Marketing Digital y del eCommerce (el 11% frente al 20% y al 19% respectivamente).

Tampoco la Comunicación Digital sale muy bien parada, muy probablemente porque se aúna o se asume dentro del Marketing.

También sorprende que la Innovación ocupe el último lugar dentro de la clasificación de competencias digitales, cuando debería estar en el ADN de cualquier empresa que quiera abordar su transformación para poder afrontar los retos que se presentan en la actualidad. Puede ocurrir, como sucede con Comunicación, que se asuma dentro de otros items del estudio porque, en caso contrario, tenemos un problema. Además, es posible que, según muestra el informe, existe una evidente falta de “conciencia y conocimiento de lo que realmente significa ser digital”.

En este sentido, “llama la atención como, aún inmersos en la corriente de la digitalización de la economía, apenas una cuarta parte de los directivos entrevistados son capaces de verbalizar alguna tendencia concreta de cara a los próximo dos años”. Y los que lo hacen, ponen el acento en aumentar la venta online, en el pago desde el móvil y en los procedimientos a través de Internet, mientras que la interacción de dispositivos conectados, la nube, el teletrabajo y el uso de las redes sociales apenas los destaca el 1%.

A pesar de ello, las redes están bastante integradas como medios digitales dentro de la empresa: el 68% tiene página en Facebook y el 51% en Twitter, pero solo un 40% tiene blog.

Terminamos tal y como comenzamos este artículo: queda mucho por hacer. Os dejamos con el estudio completo que es de lo más interesante:

Gracias por comentar y por compartir
Comparte este artículo en:Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on LinkedInShare on Google+Email this to someone

Formación para y por el Empleo desde la Empresas

La formación de los trabajadores ha sido noticia durante este mes en muy diversos ámbitos. Por un lado, el Rey abogó porque fuera más allá de la capacitación y llegara hasta las actitudes, los valores. Dos exministros de diferentes partidos políticos, por su parte, estaban de acuerdo en la necesidad de apostar por la innovación para poder competir.

innovar-para-poder-crecer

En tercer lugar, la Fundación Sociedad y Empresa Responsable (SERES), ha publicado el tercer informe sobre el impacto social de las empresas en el que, curiosamente estando muchas de ellas inmersas en procesos de despidos, apuestan de forma rotunda por aplicar sus políticas de Responsabilidad Social Corporativa (RSC) a los desempleados, también a través de la formación.

Los jóvenes, antes de entrar en el mercado laboral, necesitan un periodo de aprendizaje y capacitación para llegar en las mejores condiciones a este. Sin embargo, como destacan en el artículo que resume la participación de los exministros en un foro de debate, “no se está formando en las universidades lo que nos va a pedir la nueva economía en España durante las próximas décadas (…) De nada sirve que los empresarios quieran situarse a la vanguardia de Europa si después, a la hora de materializar los proyectos, se los tienen que llevar fuera como consecuencia de una ausencia de cualificación profesional”. Y no solo en las universidades, lo mismo ocurre con la FP.

Los departamentos de Recursos Humanos (RRHH) se encuentran ante dos tesituras a la hora de contratar nuevos trabajadores. De un lado, la falta de cualificación existente para algunos puestos que, en ocasiones, ni siquiera pueden ser cubiertos; del otro, la necesidad de que la persona que se incorpora entiende, asume y posee las actitudes precisas para integrarse en el equipo, y no solo las aptitudes.

No hay que irse muy lejos para encontrar ejemplos de la importancia de este último punto. Hay tiendas que conocemos todos, que están atendidas por verdaderos amantes de los productos que venden, también como consumidores; el resultado es un mayor beneficio para todos, clientes, dependientes y empresa. En cambio, seguro que se nos ocurre más de una ocasión en que trabajadores desmotivados arruinan negocios en marcha porque ni creen en el producto, ni en el servicio, ni siquiera en la visión, misión y valores de la organización donde trabajan, si es que los conocen.

Aquí es donde las palabras del Rey adquieren todo su significado. Además de la formación en el campo profesional, se requiere hacer hincapié en enseñar competencias y una actitud más ética que redunde en la sociedad y en la propia empresa.

responsabilidad-social-y-etica-empresarial

Esta última debe poner de su parte, cuidando a sus empleados para que se sientan satisfechos de formar parte de la compañía. Una persona comprometida será siempre un mejor trabajador, más productivo y mejor embajador que uno insuficientemente motivado.

Cómo se consigue. Facilitando unas condiciones laborales idóneas, contratando a aquellos más cualificados para el puesto, y no solo por su curriculum, y proporcionándoles la formación que necesitan para continuar desarrollando su profesión.

Desde luego, en una sociedad como la actual, es vital que las empresas innoven. Para ello, los empleados necesitan estar a la última en sus campos de actividad para poder competir en el mercado. El tamaño de la organización no es óbice para descuidar este punto porque su subsistencia depende de ello.

Pero, además, los trabajadores deben saber que, en caso de regulación de plantilla, la empresa les ayudará a adaptarse a la nueva situación, en vez de “dejarles tirados”. Muchas lo están haciendo, como se desprende del informe que hemos mencionado al inicio de este artículo.

En el análisis, en el que han participado 77 compañías, se comprueba que el interés de estas también va ligado a que el extrabajador pueda reincorporarse en las mejores condiciones a la cadena de valor. Una persona a la que se ha tratado bien, incluso en una tesitura de despido, continuará consumiendo productos y servicios de la empresa, de forma que todos ganan.

Para que nos hagamos una idea, según los datos del informe, referidos a la RSC de las organizaciones participantes, “el 42% de los proyectos se han desarrollado en el mencionado entorno del empleo. De este modo, un 33% se han orientado a la generación de oportunidades de trabajo e integración laboral, mientras que el 9% restante han sido acometidos en la formación de empleo”.

formacion-para-el-empleo

Se trata, por lo tanto, de que la formación del trabajador debe ir más allá de sus aptitudes e incidir en las actitudes y valores, que incluyen un plan de carrera completo, y no solo dentro de la empresa, sino también fuera de esta, en el caso de que se produzca su despido por ajustes de plantilla. Con ello, se consigue un mejor ambiente laboral, una mayor productividad y crear verdaderos embajadores que difundan las bondades de la compañía, de sus productos y servicios, dentro y fuera de ella, si se produjera el caso.

En GlobalNET Solutions somos especialistas en formación y nos adaptamos a los requerimientos de cada empresa. Consúltanos

Comparte este artículo en:Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on LinkedInShare on Google+Email this to someone

Cómo elaborar un Calendario de Formación para los Trabajadores

“Los clientes no son lo primero, lo primero son los empleados: cuida de ellos y ellos cuidarán de tus clientes”.

Esta frase de Richard Branson con la que comenzamos el artículo es asimilada, cada vez más, por las empresas. Pocas veces, con menos palabras, se dicen más cosas.

Unos trabajadores contentos significan, al final, una empresa productiva y, por lo tanto, saneada. Pero a parte de su bienestar, hemos de cuidar de la formación que reciben para que sea la más acorde con el puesto que ocupan, con su desarrollo profesional y con las necesidades presentes y futuras de la compañía.

calendario-formacion-trabajadores

Y da igual que esta sea una pyme o una gran corporación. Tanto en un caso como en el otro, existen suficientes posibilidades para que el coste que puede conllevar se convierta en una excelente inversión.

Como hemos visto con anterioridad en este blog, no podemos dejar a la ligera algo tan importante como la formación de los trabajadores. Requiere de una planificación más que necesaria para que se adapte a los objetivos empresariales.

Existen muchas iniciativas que intentan servir como guía a la empresa para afrontar la creación de un calendario que incluya el quién, cuándo, cuál, cómo y por qué. Es decir, quién recibirá el o los cursos; en qué fechas es más propicio que se celebren; cuáles serán estos; se impartirán online, in company o presenciales externos a la organización; y qué finalidad buscamos con ellos.

Todas estas preguntas debemos responderlas y ahora es un buen momento para establecer el calendario, antes de que empiece la vorágine de las festividades y nos encontremos en el mes de enero sin apenas darnos cuenta.

Una de las guías más completas la tenemos en el SEPE. Sí, en el Servicio de Empleo del Ministerio de Empleo y Seguridad Social. En él encontraremos documentos que nos ayuden a diseñar el plan de formación de nuestra empresa. Dicho plan comprende las siguientes partes:

  • Analizar la situación inicial, en el que se impone hacer un DAFO, algo que ya hemos visto aquí.

  • Diseñar un plan de formación que permita desarrollar conocimientos, actitudes y habilidades, tras identificar las necesidades de la organización y con los objetivos bien claros.

  • La formación propiamente dicha. Deberemos contestar a las preguntas que hemos formulado antes, dos párrafos más arriba.

  • Una vez impartida, no tenemos que quedarnos ahí, sino que hemos de ver si se han cumplido los objetivos, midiendo la satisfacción, el aprendizaje, la puesta en práctica de los conocimientos adquiridos, y el retorno de la inversión, esto es, la relación entre lo invertido y lo que la formación ha revertido a la organización.

Asimismo, hay un documento de lo más interesante que ahonda sobre el proceso de creación de un calendario formativo. Está elaborado por el Instituto Aragonés de Empleo y, desde GlobalNET, recomendamos su lectura.

Por supuesto, el proceso puede ser complicado. En el caso de que se trate de una pyme o bien de que suponga un sobreesfuerzo en tiempo, dinero y recursos para la organización, siempre puede externalizar el servicio. Deberá tratarse de compañías que ofrezcan resultados probados en estas lides, como GlobalNET Solutions.

A pesar de los recursos existentes para formar a los trabajadores, todavía las empresas dejan de gastar un 25% del dinero destinado a este ámbito, con lo que eso supone de pérdida de posibilidades. Es cierto que el tiempo es escaso y cada vez más, pero perder la opción de estar al día en el mercado en el que actúa la organización, es un coste que puede resultar demasiado alto para esta.

En un mundo es cambiante, la formación ha de ser continua porque es la única forma que tenemos para afrontarlo. Si necesitas ayuda, ponte en contacto con nosotros.

Gracias por comentar y por compartir.

Comparte este artículo en:Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on LinkedInShare on Google+Email this to someone

La Tecnología en la Formación Personalizada de los Profesionales

¿Formación personalizada? ¿Formación personal? ¿Qué es cada cuál?

Es evidente que las circunstancias actuales de innovación, de transformación digital y de aprendizaje continuo, requieren que nos hagamos una serie de preguntas sobre qué queremos, cómo lo queremos, con qué objetivos y la forma de lograrlos.

Tanto la empresa como el trabajador han de tener muy claras sus metas para poder decidir cuáles son los requerimientos formativos que precisan. Para ello, los departamentos de Recursos Humanos en la grandes empresas suelen proveer a los trabajadores de planes personalizados de carrera profesional. Sin embargo, las pymes y los autónomos deben creárselos ellos mismos.

plan de carrera profesional

Aquí es donde se produce el dilema. Una organización mediana o grande, con bastantes empleados, por muchos recursos que tenga, se ve imposibilitada de dar a cada persona una formación diferente a la otra por lo que suelen agruparlas en departamentos y son ellos, todos juntos, los que la reciben. Se trata, por lo tanto, de una enseñanza semipersonalizada.

Otra cosa son los directivos, cuya formación no solo es personalizada sino también personal y, en muchas ocasiones, a cargo de la empresa. Las propias características de su puesto así lo exigen por las necesidades de las organizaciones.

En el caso de las pymes y de los autónomos, las circunstancias son otras. Son los profesionales los que han de crearse su itinerario profesional, según las necesidades que observen en su sector de actividad y de las carencias que noten en su formación, pero también de los objetivos que se hayan marcado de cara al futuro.

Es, por tanto, una enseñanza personal, puesto que el desarrollo les corresponde a ellos pero ¿lo es también personalizada?

Depende. Si acuden a una escuela de negocios, los temarios son generales, los docentes suelen ser varios, lo que impide un seguimiento de cada uno de los alumnos de forma particular. Bien es cierto que la elección es del profesional, no obstante, la personalización es mínima o ninguna. Eso no es ni malo ni bueno, simplemente es algo a valorar ya que la asimilación y la ampliación de conocimientos sí corre a cargo de cada profesional.

En la formación general online, ocurre algo similar, solo que aquí, aunque los temarios sean los mismos, el desarrollo de estos permite una mayor libertad del alumno si el planteamiento del curso es el adecuado.

formación móvil

Otra posibilidad es contratar un docente particular, en cuyo caso nos aseguramos que la formación es tanto personal como personalizada. Se trata, sin embargo, de una opción cara que pocos profesionales pueden permitirse.

La tecnología permite, en la actualidad, unificar ambos términos gracias a los MOOC, de los que ya hemos hablado en este blog, y también a ayudar a escuelas de negocio, plataformas online y profesionales a crear sus propios y personalizados itinerarios, aunque la formación no sea personal.

Es el momento de permanecer atentos porque en GlobalNET Solutions estamos implementado el área de Training, de forma que consigamos ofrecer a todos los implicados en la formación, sean empresas, plataformas, escuelas o profesionales, las herramientas necesarias para conseguir sus objetivos y un aprendizaje continuo que les habilite para ejercer mejor en sus puestos y crecer en su sector laboral. Os mantendremos informados.

Gracias por comentar y por compartir.

Comparte este artículo en:Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on LinkedInShare on Google+Email this to someone

La Formación de quien forma a los Formadores

Hay ocasiones en las que, según te están impartiendo una clase, te preguntas a ti mismo, ¿quién formará a los formadores? Pues sí, aciertas, existe tal profesión. Parece una especie de sin fin, porque ellos, a su vez, necesitan prepararse… y es de lo que vamos a hablar en este artículo del blog de GlobalNET Solutions.

formación para los formadores

Todos sabemos que, en el caso de los centros educativos, los profesores de los más pequeños deben ser licenciados en Magisterio y especializarse en Educación Infantil, o bien tener un grado o cursar un Ciclo de Formación superior en dicha materia.

Para Primaria, necesitan el grado correspondiente en Magisterio; mientras que para Secundaria y FP, debe ser licenciado o graduado, ingeniero o arquitecto, o doctor y, además, hacer el CAP (Curso de Adaptación Pedagógica).

Por último, para ser profesor universitario, hay que sacarse el título de doctor. Así pasa, en este último caso, que puede tratarse de una persona con grandes conocimientos pero nula capacidad de comunicarlos a sus alumnos.

Es lo mismo que ocurre con los docentes de másteres, cursos y otras formaciones para adultos. El bagaje profesional está garantizado pero no la facilidad que pueden tener para transmitirlo. De ahí la importancia del formador de formadores.

El formador debe cumplir con una serie de capacidades puesto que, si él mismo no las tiene desarrolladas y asumidas, es difícil que pueda enseñarlas. En definitiva, tiene que estar en posesión de unas determinadas competencias personales y profesionales, como las que ofrece el programa DESCOM de GlobalNET Solutions, y que son, entre otras:

  • Comunicación tanto verbal y no verbal, como grupal e interpersonal.

  • Habilidades sociales, directivas y de liderazgo.

  • Inteligencia emocional.

  • Gestión del cambio y de los conflictos.

  • Creatividad e iniciativa.

  • Razonamiento crítico y toma de decisiones…

Asimismo, debe ser capaz de realizar un diagnóstico de la situación de sus alumnos y planificar las acciones apropiadas para que consigan alcanzar el objetivo, es decir, convertirse en buenos formadores.

Además, ha de tener nociones de psicopedagogía y, sobre todo para los profesionales en paro, ser capaz de hacerles una orientación ocupacional adecuada a sus características.

Sin embargo, la realidad es tozuda. En vez de adecuar la enseñanza a las características y perfil de los alumnos, nos encontramos con temarios exactamente iguales curso tras curso. En vez de elegir, crear y usar materiales y recursos didácticos en evolución, continúan con los mismos desde hace décadas. En vez de hacer evaluaciones que, de verdad, permitan apreciar la asimilación de conocimientos, hacen exámenes que solo premian la buena memoria, algo que de aquí a una semana se ha olvidado.

Estos puntos son muy graves porque se trata de formar a las personas que, a su vez, se encargarán de enseñar a los profesionales de las empresas. No basta con tener conocimientos sobre una determinada materia, es necesario estar actualizados sobre ella, adaptarse a los alumnos, de ahí las clases con pocas personas, y elaborar los materiales precisos, utilizando las vías necesarias y más actuales para afianzar el aprendizaje. Y, ante todo, saber cómo transmitir todo ese bagaje.

De ahí que ellos también necesiten una formación continua, que asegure la actualización de sus competencias y sea acorde con los tiempos que vivimos, con la tecnología precisa al servicio de los objetivos marcados.

La próxima vez que nos forme un profesional seguro que lo veremos con otros ojos. Gracias por comentar y por compartir.

Comparte este artículo en:Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on LinkedInShare on Google+Email this to someone